Primitiva Hermandad de los Nazarenos de Sevilla Archicofradía Pontificia y Real de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Santa Cruz en Jerusalen y María Santísima Virgen de la Concepción

INMACULADA CONCEPCIÓN

La Inmaculada Concepción de María Madre de Dios es lo que se celebra el día 8 de Diciembre. Asunto sumamente serio, que ha movido pasiones, y no es para menos. Las Inmaculadas, Immas, Conchas, Conchitas y Puras tienen un nombre de armas tomar.

Casi un milenio le costó a la cristiandad proclamar que la Madre de Dios había sido concebida sin heredar el pedado original, que ella no recibió la herencia genética del pecado. Si se rompía aunque fuese por una sola vez la ley genética inexorable de la transmisión de las culpas de padres a hijos, se abría una puerta de salvación para toda la humanidad. Lo importante era romper la norma.

Había mar de fondo. La tormenta venía de lejos. En los primeros siglos de implantación del cristianismo, se formó "la de Dios es Cristo" discutiendo si Cristo era o no era Dios. Un tema que levantó pasiones, polarizó intereses y costó mucha sangre. Era inevitable que una vez admitido que Cristo, el prototipo del hombre cristiano, se había librado de la servidumbre que impone la condición de hombre, se plantease la misma cuestión para el prototipo de la mujer cristiana, María Madre de Dios.

La disputa por la naturaleza de la Madre de Dios fue menos virulenta, posiblemente porque fue más larga. Representaba para muchos una dificultad insalvable reconocer la divinidad de Cristo, al que sin embargo se le invocaba igual que a Dios, "Nuestro Señor". Y costaba admitir que invocar a María Madre de Dios como "Nuestra Señora", era reconocer que estaba por encima de la naturaleza humana precisamente en aquello que la hace humana: en el pecado transmitido por herencia y que justificaba y explicaba todos los males de la humanidad, de paso que delimitaba la frontera con la divinidad. Si la sustancia de la humanidad es la culpa, y la esclavitud su consecuencia, la ausencia de culpa es la esencia de la divinidad.

España y muy especialmente el reino de Aragón se distinguió por la defensa del dogma de la Inmaculada Concepción de María. Ramón Llull fue el abanderado con su tratado "De Immaculata Beatíssimae Vírginis Conceptione". Numerosas universidades y ciudades europeas se juramentaron para defender la que consideraban una verdad trascendental en su fe y en su vida. En España se forjó el saludo "Ava María Purísima" "Sin pecado concebida". Finalmente, después de tantos siglos de dilaciones, se produjo el consenso en toda la Iglesia católica y el 8 de diciembre de 1.804, el papa Pío IX proclamó el dogma de la Inmaculada Concepción de María, con lo que la gran figura femenina del cristianismo quedaba elevada de hecho a la dignidad de Diosa-madre.

Reseña Histórica

Se fundó la Primitiva Hermandad de los Nazarenos de Sevilla en la iglesia parroquial de Omnium Sanctorum, en la cuaresma del año de 1340, por un grupo de piadosos vecinos del barrio de La Feria, para meditar la Pasión según el Evangelio de San Juan, y glorificar a Nuestro Señor Jesucristo en el doloroso trance de llevar sobre sus hombros la Santa Cruz. Bajo el título de HERMANDAD DEL DULCÍSIMO JESÚS NAZARENO Y LA VIRGEN SANTA MARÍA CON SAN JUAN, ocupando la capilla del patronato de los Cervantes, sus primeras Reglas o Estatutos fueron aprobadas por el Arzobispo de Sevilla, don Nuño de Fuentes, el 22 de febrero de 1356, prescribiéndose en estas ordenanzas la procesión de penitencia en la madrugada del Viernes Santo, el socorro a los necesitados y la entrega de dotes a doncellas pobres y en trance de contraer matrimonio.

Trasladada a la ermita de San Antón, hizo su primera salida procesional a la ermita de San Lázaro, extramuros de la puerta de la Macarena, el 14 de Abril de ese mismo año de 1356, vistiendo sus cofrades túnicas de angeo de color morado, sin brillo, tosca soga de esparto ceñida a la cintura y el rostro cubierto por una cabellera de cáñamo que sujetaba a las sienes una corona de espinas. Todos cargaban con una pesada cruz y llevaban los pies descalzos. Este singular atuendo, imitación del de Jesús, dio origen al nombre de nazarenos con el que designan en Sevilla a los penitentes de la Semana Santa.

Desde la ermita de San Antón, en el campo de la Macarena, pasó en 1546 al Hospital de la Cinco Llagas, llevando ya por entonces en su estación penitencial pasos con pequeñas imágenes. En 1571 se trasladó al hospital de la Santa Cruz en Jerusalén, vulgo de los Convalecientes, sito en la actual calle Rioja, desde donde continuó haciendo su estación, al romper el alba del Viernes Santo, visitando los sagrarios de cinco iglesias.

El 14 de abril de 1579, siendo Hermano Mayor Mateo Alemán, adquirió en propiedad la pequeña capilla del Santo Crucifijo y una parte del huerto del Hospital y Real Casa de San Antonio Abad, sita en la calle de las Armas, donde labró capilla y quedó establecida canónicamente.

El propio escritor, Mateo Alemán, redactaba nuevas Reglas con la ordenación de la cofradía, obras de caridad y rescate de los presos de la Cárcel Real, siendo aprobadas el 24 de abril de 1578, posteriormente renovadas e ilustradas con pinturas de Francisco Pacheco

El 29 de septiembre de 1615, por iniciativa de su Hermano Mayor Tomás Pérez, la Hermandad hizo solemne Voto y Juramento de creer, proclamar y defender, hasta derramar su sangre, si preciso fuere, que María Santísima, Madre Dios y Señora Nuestra, fue concebida sin pecado original, siendo la primera congregación que llevó a cabo este Voto y Juramento.

Entre sus muchos timbres de gloria figura también el haber sido fundadora del Amparo de Venerables Sacerdotes en 1627. A su ejemplo e imitación han surgido en España numerosas Hermandades que tienen la misma advocación y se rigen por idénticas Reglas. Está incorporada a las Basílicas de la Santa Cruz en Jerusalén, San Juan de Letrán, y Santa María la Mayor, de Roma y a las del Salvador, y Santo Sepulcro, de Jerusalén. Incorporada para sus goces y privilegios a numerosas órdenes y familias religiosas, como Capuchinos, Carmelitas, Cartujos, Jesuitas, Filipenses, San Juan de Dios y Claretianos, entre otras.

El hecho de que el día 16 de julio de 1824 fuese la Hermandad declarada Archicofradía, le dio gloriosa ocasión de ser cabeza de buen número de hermandades que, distribuidas por la geografía española procuran a su semejanza la mayor honra y gloria de Dios y de su Santísima Madre, así como la santificación personal de sus hermanos y cofrades.

Por el orden, recogimiento, seriedad y silencio absoluto con que, inmutablemente, lleva a cabo su estación de penitencia a la Santa Iglesia Catedral, esta Hermandad es conocida vulgarmente por la Cofradía del Silencio, constituyendo su salida y tránsito por la catedral una de las notas más emotivas y famosas de la Semana Santa sevillana.

 

Sagradas Imágenes Titulares
 

Nuestro Padre Jesús Nazareno

La imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno, totalmente anatomizada, es de madera de cedro, con encarnadura con la técnica del pulimento, y está en posesión de la Hermandad desde principios del siglo XVII.

Aunque no se encuentra documentada, por sus líneas estéticas y por la semejanza con el Nazareno de Carmona (Sevilla), Convento de la Concepción y Parroquia de San Bartolomé, es, sin duda, obra de Francisco de Ocampo y Felguera, hacia 1610.

El hecho de que lleve la Cruz en posición inversa a la de los otros Nazarenos sevillanos es una prueba de antigüedad, dentro del estilo manierista, pues así lo interpretaban los artistas del Renacimiento, divulgado en la Escuela Sevillana por grabados europeos, especialmente "El Pasmo de Sicilia" de Rafael Sanzio de Urbino.

La Santa Cruz es de madera de teca, revestida de planchas de carey con cantoneras de plata labrada, y la posee la Hermandad desde el primer tercio del siglo XVII, siendo donada por Juan Leonel Gómez de Cervantes y Carvajal y por Juan de Cervantes y Casaús, residentes en Nueva España (México).

La atención del ajuar y colocación o "vestido" del Señor está a cargo de los Camareros bajo la supervisión del Hermano Mayor. En el momento actual, dicha tarea recae en nuestros hermanos D. Eduardo Recio Mensaque y D. Joaquín López González

 

María Santísima de la Concepción

La Sagrada Imagen de María Santísima Virgen de la Concepción es obra del escultor contemporáneo Sebastián Santos Rojas, adquirida por la Hermandad en 1954 para sustituir a otra muy antigua, con mascarilla de Cristóbal Ramos, que había sufrido graves deterioros con el paso del tiempo. Fue bendecida ese mismo año por el canónigo de la Santa Iglesia Catedral D. José Sebastián y Bandarán.

Las ricas vestiduras de terciopelo de seda bordadas en oro fino que lucen estas Sagradas Imágenes en la procesión de penitencia en la Madrugada del Viernes Santo, así como el techo de palio y los faldones, fueron confeccionadas en los talleres de Hijos de Miguel Olmo, estrenándose entre 1919 y 1922.

Los bordados pertenecen al estilo barroco con aditamentos de motivos mudéjares. Los dibujos fueron originales de la hermana de la Archicofradía, doña Herminia Alvarez Udell; han sido restaurados y pasados a nuevos terciopelos por los talleres de "Santa Bárbara" entre 1997-2000.

El cuidado y vestido de la imagen de la Virgen corresponde al grupo de Camareras, el cual lo forman nuestras hermanas las señoras Dña. Socorro Ybarra Hidalgo, Dña. Gertrudis Sánchez Carmona y Dña. Mª de la Luz del Arenal Moyúa.

 

Santa Cruz en Jerusalén

Titular de la Archicofradía, está representada por la Cruz de Guía, recibiendo Culto de Reglas en triduo anual que precede a la Fiesta Principal de Instituto. Debe abrir todas las procesiones, y en la penitencial será llevada siempre en alto flanqueado por varas.

Como también se recoge en otro apartado, es de manera noble, lisa y sin aditamentos, llevando sólo la tablilla con las iniciales I.N.R.I. en plata y cuatro pequeñas cruces, también en plata, colocadas en la intersección del asta y los brazos para componer la Santísima Cruz de Jerusalén. Fue estrenada en 1804.

Información gentileza de la web 
http://www.hermandaddeelsilencio.org/

Portada -Indice - Historia - Tradiciones - Poemas - Recetas - Música - Fotos - Webcams
Los nombres de Nuestra Señora - Santoral - Léxico de Semana Santa - La Biblia - Refranes y Frases
El Libro de las Hermandades y Cofradias - La Semana Santa en Sevilla - Andalucia - España - Europa - Latinoamérica